viernes, 31 de agosto de 2012

Con el corazón en los huesos



Sus aires hacían sospechar que había sido una chica de bien, pero sin duda, eso debió de ser hace mucho, mucho, tiempo.

sábado, 25 de agosto de 2012

Y hablamos de volar



Ayer fui al Stone.

- Perdona, ¿quién eres? Ah… eres tu..., hacía tanto que no hablábamos, que no esperaba tu llamada. Así que ¿al Stone....? Era mi sitio favorito, quería pensar que no te atreverías a ir después de…

- Lo sé, creo que fui en busca de un tiempo mejor.

- ¿Y lo encontraste?

- No estaba.

- ¿El tiempo mejor?

- No, el Stone. En su lugar no había nada.

- Debí decírtelo, pero confiaba en que jamás te enterarías. El Stone nunca existió, me lo inventé cada una de las veces que fuimos, para ti, para los dos.

viernes, 10 de agosto de 2012

En una sala de espera sin esperanza



- ¿Te confirmó que lo haría? Pareces más tranquila...

- No, pero antes dudaba que pudiera esperarme; ahora sé que no lo hará, por lo que ya no estoy nerviosa, sino triste, y la tristeza nunca me ha asustado.

miércoles, 1 de agosto de 2012

Con manchas de carmín en la memoria


Tanto se rió cuando le desvelé que me avergonzaba ver sus fotos; que no tuve valor para confesarle que me pintaba los labios de rojo, cada vez que le escribía.