martes, 11 de agosto de 2015

Hay veces que un hombre tiene que luchar tanto por la vida que no tiene tiempo de vivirla





Y hay días, como hoy, en los que no puedo escribir y la casa parece estar llena de folios en blanco, de folios que recuerdan a mapas que el tiempo ha ido borrando y ya no guían a aquellos que un día fuimos, o quisimos ser.

1 comentario: