sábado, 17 de mayo de 2014

La vida es injusta a veces; la muerte, siempre


Llevaba meses planteandoselo. No era fácil ser el último hombre de la tierra; pero al probar el vacío, sus motivos para saltar se esfumaron.

Murió sin saber quien lo empujó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario